Leviathan

Lucien Castaing-Taylor & Véréna Paravel (2012)

9omjyyb

Viaje astral e inmersivo hasta el confín de la realidad más cruda y agresiva. Una serie de travellings histéricos que nos invitan a descubrir las prácticas de la pesca moderna en un mar ancestral

El Leviatán, la fuerza preexistencial del caos, se representa como una fuerza visceral, ejercida y comandada por la mano del hombre. El título y la forma del film propone algo más que simbólico que raya en lo críptico, pero que se capta al sumergirse en el montaje. La diferente trayectoria de las doce cámaras que graban las distintas vistas del barco, los pescadores y las aguas son cruciales para expresar cada ápice de la práctica pesquera que se expone en primerísima primera persona. Por ejemplo, al lanzar una cámara al mar somos conscientes de la velocidad del navío y la fuerza opositora del agua y al colocarla en la cubierta y ver a los peces moribundos tambalearse adelante y atrás, la sensación de movimiento y asfixia a bordo se hace completamente real.

Durante un día entero vemos la labor de trabajo del barco pesquero y la perspectiva de quienes lo lleva a cabo. El continuo movimiento errático y brutal de la cámara nos lleva o, más bien, nos arrastra hacia diferentes estancias y momentos en ese universo que es el gran navío. Somos transportados a un plano visceral y brutalmente irresistible que no sería nada inusual si la técnica de grabación y el dúo imagen/sonido no fuesen como son. Aquí impera el «cómo» sobre el «qué» aunque el último término sea el motor del primero. No olvidemos que el experimento fílmico es diferente al cine experimental y que la verdadera obra es resultado del conjunto; la forma.

El hecho de ver el barco como portador de la muerte es algo que me ronda la cabeza al ver las imágenes que muestran el ciclo del pesquero. Los peces y demás criaturas marinas son arrebatados del océano y depositados en el suelo ensangrentado. Después los hombres los mutilan y los despojan de vida para luego esparcir sus miembros y cáscaras por las rendijas que dan de nuevo al mar. Así el acto destructivo dibuja un círculo perfecto que acaba por mostrar las aguas cercanas al barco, aquellas que muestran el rastro de sangre y miembros que el demonio vomita, creando espuma y atrayendo a las gaviotas en bandadas gigantescas. Todo este entramado se puntualiza al dotar de una mirada vacía y oscura a los hombres que parecen fantasmas, seres irracionales y bárbaros pero que no hacen más que trabajar para llevar pescado a la sociedad. En contraposición a los inconscientes peces, con la mirada perdida y cuyo mero instinto de supervivencia los hace aún devorarse fuera del agua, los hombres se muestra impávidos.

Sin duda lo más fascinante del film es su hipnotismo y su manera de lidiar con la realidad. Dándonos una visión fantasmal y lúgubre de un acto ancestral que esconde una espiritualidad impactante, el como la noche se come al día y todo vuelve a la furiosa calma del mar es semejante a un apocalipsis líquido en el que la negrura y la humedad todo lo vencen. Centrándome más en ese aspecto que es la muerte y el olvido, me gustaría mencionar una escena en la que se muestra una cabeza de pescado deslizándose de un lado a otro de la cubierta con cada tumbo que da el barco, acercándose cada vez más a la rendija que da al mar. Pasan unos minutos hasta que la cabeza desaparece por ella y se cambia de plano. Luego hay otra escena en la que una gaviota, incapaz de emprender el vuelo debido a su ala rota, va buscando una salida por los pasadizos del navío hasta dar con un muro que no puede escalar. Acto seguido se lanza por otra de las aberturas del barco… El cómo la vía de escape y el camino al olvido se dibujan en torno a un ser vivo y a uno ya muerto me hace pensar en la barrera que los separa. Ambos tienen el mismo destino, pero su llegada al mismo es por causas diferente. En un contexto totalmente azaroso y no intencionado, la película ha captado un momento de realidad que representa muy bien la muerte como caída por una cloaca.

gmpepfz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s